¡Sí! Si hay una cabina fotografica disponible, es suya.